Actualizando mi plan de carrera

Actualizando mi plan de carrera

Hace dos meses estaba regresando de correr en Entre Ríos, en el auto de mi amigo Juan. Me tocó el asiento trasero, donde siempre me echo unas espectaculares siestas. Muchos envidian mi capacidad de dormirme en cualquier lado, pero… ¿realmente creen que uno termina descansado después de estar con la cabeza colgando, con un hilo de baba cayendo por el costado de la boca?

Este largo viaje por la ruta precisaba sacarle algún provecho que no fuera dormir. Saqué mi celular y empecé a imaginar un plan de carrera para los 245 km que voy a correr en Noviembre. Y a eso le tenía que sumar que en pocos días me mudaba a Brasil.

Empecé armando un plan de tres días conservador. No estaba corriendo mucho y no me sentía seguro. Tenía miedo de empezar con todo y romperme a los pocos días. Decidí no esperar a instalarme en Río de Janeiro y diagramé un entrenamiento de 22 semanas progresivo, con objetivos a alcanzar todos los meses.

Y ocho semanas después… me sorprende encontrar que lo estoy cumpliendo. No solo eso, sino que en un momento me sentí tan cómodo que empecé a juguetear con las distancias, subiendo un poco los objetivos semanales.

Me resulta muy fácil armarle un entrenamiento a otra persona, pero no pensé que pudiese hacerlo para mí. Mi miedo estaba infundado, porque después de llevar recorridos más de 642 km en dos meses, reduje mucho mi cintura, y desaparecieron algunos dolores que tenía como el de mi cadera o mis rodillas. Entiendo que, simplemente, me había desacostumbrado a las distancias, y que gracias a haber empezado de a poco, me fortalecí como para seguir en carrera.

Gracias a que soy flexible con correr mi techo, encontré que puedo hacer fondos de 30 km cada dos días, en lugar de los 20 km que pensaba que era mi máximo de esta etapa.

El único día donde no pude entrenar fue cuando nos enteramos del fallecimiento de Kaius, mi sobrino brasileño. Mi mujer me dijo que entrenase, pero no me sentí cómodo con esa idea. Mi familia me necesitaba, así que me quedé. Estoy entendiendo que mi entrenamiento es muy prioritario en mi vida (me levanto temprano y salgo a correr entre 2:30 y 5:00 horas, dependiendo el objetivo del día), incluso por encima de actualizar este blog. Sin embargo, creo que la familia siempre está primero.

Estos fueron mis rendimientos de cada semana:

Los “Extra” de las semanas 01 y 02 fueron justamente entrenando con mi grupo Actitud Deportiva, con mi alumno o con amigos. A partir de ahora quisiera empezar a correr día por medio, con lo cual tendría semanas de tres salidas alternadas con semanas de cuatro, que entrarán en la categoría “Extra”.

Y este es mi progreso mensual, a la fecha (incluyendo el primer fondo de 33 km que hice hoy, que corresponde a la SEMANA 09):

Desafio_Spartathlon_Argentino_actualizado

Nótese los objetivos en la columna “Kilómetros”, lo que efectivamente corrí en “Resultado” y la “Diferencia” al final, con los números en rojo cuando da negativo. Veremos cómo siguen las 14 semanas que quedan.

Publicado el 15 agosto, 2017 en Semana 52. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: