Semana 48: Día 335: Ok, esto es lo que está pasando en el blog…

Mudar Semana 52 de WordPress a Blogger ha demostrado ser un duro golpe para lo que fueron las visitas de este emprendimiento. Esto tiene una explicación sencilla: en el anterior sitio tenía  tres años ininterrumpidos de escribir diariamente. Google me amaba, me mandaba a todo el mundo, y ciertamente WordPress tiene un entorno amigable y bello.

Blogger me permitía poner publicidades. Puse Adsense, le dije a mis visitantes que hacer clicks en los auspicios me ayudaba a juntar algunos dólares, y resultó ser que es una práctica que está prohibida, por lo que Google, que antes me amaba, ahora me prohibió de por vida recibir dinero por publicidades de ellos. Un poco duro, después de haber confesado que era cierto y pedir disculpas. Pero, ¿quién se lo pierde? ¿Ellos, por no contar más conmigo, o yo? Definitivamente yo.

Faltan 29 días para la largada de la Espartatlón. Pero para que yo viaje a Roma, mi primera escala antes de llegar a Grecia, faltan 20 (me está empezando a dar pánico). Esto significa que tengo que adelantar trabajo, así que tengo los días contados, incluso sábados y domingo, en los que tengo que avanzar con cosas que de por sí están atrasadas. Hasta le pasé compromisos míos a otras personas para no perder los clientes (pero será dinero que yo no gane).

Esto está afectando muchísimo a la actualización del blog. Sin embargo, sigo intentándolo. Porque a todo esto se le suma el nuevo sitio en el que estoy participando, www.300runners.com, lo más parecido a un sueño, porque puedo dedicarme a escribir sobre running y motivación (lo que venía haciendo con Semana 52, pero con la perspectiva de que se convierta en un trabajo). Los cuatro años de blog me sirvieron mucho para generar contenido, pero también para pulir la técnica de escritura, cerrar conceptos más rápidos, saber dónde investigar. Fue como un curso intensivo, para el que hacía la tarea todos los días.

Ahora esa tarea me está costando horrores. Pero como Semana 52 también se publica en 300 Runners, aunque me atrase cuatro días termino escribiendo todas las entradas juntas. Es algo complicado y confieso que me estoy estresando, pero si me quedara de brazos cruzados me sentiría peor.

Claramente hay un antes y después en mi vida, que está dividida en antes y después de correr la Espartatlón. Sin lugar a dudas que a partir de octubre todos mis esfuerzos se van a concentrar en 300 Runners, que va a ser como un Semana 52 potenciado. No voy a seguir con el blog, porque son dos proyectos incompatibles. Yo lo veo como haber egresado. No van a haber muchos cambios, voy a seguir escribiendo diariamente ahí, van a poder comentar y yo voy a poder responder. La diferencia va a ser que van a haber otras personas participando, y en principio todas las notas van a pasar por mi implacable mirada.

Así que si entran y se dan cuenta de que no hay novedades desde hace un par de días, les prometo que si vuelven en algún momento, esas entradas van a aparecer. Y así será la cosa, errática, hasta que llegue Grecia. Quizá la reseña de la Espartatlón sea lo último que lean bajo el sello de Semana 52. Estaría bueno que sea una crónica de una carrera que terminé, pero mis chances son de 33%. No es un mal número, de todos modos…

Publicado el 28 agosto, 2014 en blog, Espartatlón III semana 48, http://schemas.google.com/blogger/2008/kind#post, viaje. Añade a favoritos el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. muy buena la pagina 33runners, me lei el reportaje a Gerardo Re y coincido con el que cada edición de una carrera es distinta. Suerte en Esparta!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: