Semana 4: Día 22: Comer sano es caro

Tengo la suerte de haber incentivado a mi amigo Nico a que empiece a entrenar en los Puma Runners. Así que estamos toda la semana chateando y los sábados nos vemos las caras en San Isidro. Parte de mi proceso de traerlo al lado oscuro, además de la parte aeróbica y las constantes charlas sobre qué equipo comprar y en dónde, es hablar de comida. De la sana.
Hoy, después de un trabajo intenso con peso y un fondo de 16 km, me vio comiendo mi típica colación: un sándwich de tofu y pan integral con semillas. Le intrigaba el queso de soja, lo probó… y extrañamente no le disgustó. Este chico en dos años abandona los asados y se hace vegano.
Nos pusimos a hablar del pan: él sugiere cocinarlo uno mismo (creo que tiene razón), y yo le comenté que el que compraba era muy bueno, y me dijo algo que me quedó resonando: “Sí, pero es re caro”. Probablemente se refería a que el que uno hacía en casa era más económico, pero yo lo procesé por otro lado. Puede sonar bastante obvio, pero muchas de las cosas que son más sanas son más caras. Y a veces es medio ridículo, porque se supone que los procesos industriales y los agregados deberían subir el precio de venta al público de un producto, pero generalmente es al revés. Y no me refiero al kilo de tomate a 20 pesos, sino a que las hamburguesas o las comidas rápidas están mucho más al alcance de la mano, a un costo mucho más accesible.
Me estoy acordando de la publicidad que dan ahora del “Ensaladero”. Sería absolutamente impensado que exista un vendedor así, que en lugar de helados vende ensaladas. A mí me solucionaría la vida, pero creo que soy minoría.
Por supuesto que la realidad está dictada por la demanda. La gente, en su gran mayoría, prefiere la grasa y los azúcares que los alimentos integrales. El hecho de que comer bien sea más caro no ayuda. Yo encontré mis alternativas, como ir a ferias o al Barrio Chino, que si bien no es tan barato, está mejor que los supermercados express que abundan en el microcentro.
Hoy no quise dejar pasar la oportunidad de abastecerme de avena, pasas de uva, ese pan integral caro y otras cosas, cuando una lectora del blog me reconoció y se acercó a hablarme. Como yo estaba con los auriculares, al principio pensé que yo me había colado sin querer o algo por el estilo (sépanlo, lo primero que pienso es que estoy en falta). Entonces me dijo que me leía todos los días, y me llené de vergüenza y de ahí pasé al orgullo. ¿Sabrá la gente que me reconoce por la calle que inmediatamente después se lo cuento a mis amigos por whatsapp? ¿Se rompería la magia si digo eso?
Esta chica me dijo que la había incentivado a correr, y eso me honró mucho. Ser un buen ejemplo, sin habérmelo propuesto conscientemente, es algo que nunca deja de sorprenderme. Quizá sea más difícil convencer a la gente de que se pase a los alimentos naturales y enteros, por más que nos lo cobren carísimo. Yo puedo decir que los mejores tiempos en mi vida los hice siendo vegano… ¡ojalá seguir afirmando esto le sirva a alguien! Nadie tiene que volverse un extremista como yo, pero seguramente todo lo que uno haga para que la gente deje de lado las grasas y los azúcares, va a ser todavía más beneficioso que el deporte. Porque correr lo hacemos tres veces por semana, en ocasiones un poco más (pero no demasiado). En cambio comer es una actividad de varias veces por día… y conviene llenarnos de cosas que nos alimenten y nos sirvan.
Si no podemos evitar pensar con el bolsillo, lo que invirtamos hoy en salud son gastos en médicos que no tendremos que hacer el día de mañana.

Publicado el 19 octubre, 2013 en Alimentación, Espartatlón III semana 4, http://schemas.google.com/blogger/2008/kind#post, nutrición, running. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: