Semana 41: Día 284: No dejar pasar las oportunidades

Una vez más, me voy a poner de ejemplo. No porque me considere digno de admiración, sino porque de vez en cuando voy probando cosas nuevas, y me hace mucha ilusión que esto ayude a alguien.

Estoy algo ansioso, quiero volver a correr esos fondazos largos de 4 horas, pero por ahora me concentro en carreras de menos de 30 km. Sin embargo me pica el bichito del fondista. Para colmo de males, diversos compromisos laborales me impidieron entrenar todo lo que hubiese querido. Tengo una base de tres días semanales, a veces le sumo un cuarto, pero hay algunas temporadas fatales donde con suerte salgo a correr una vez sola. Y anhelo salir a la calle, haga frío o calor, y sacarle el óxido a las piernas.

Yo viajaba una vez en el tren, desde Banfield hacia Constitución, y por la ventana, en medio de la lluvia, vi a un corredor solo, dándole la vuelta a la pista del Velódromo de Escalada. Lo envidié mucho (en ese entonces no corría para nada), y nunca me pude sacar esa imagen de la cabeza. La mencioné montones de veces, pero todavía cierro los ojos y lo veo, y recuerdo esa angustiosa sensación de querer ser ese tipo.

Esa escena vuelve a mí, de alguna manera, cada vez que hago carne a la angustia y salgo a entrenar. Dejo de ser el que mira por la ventana del tren, y me convierto en ese corredor.

A veces voy mucho a una editorial en Barracas. Me quedo trabajando varias horas, dándole los últimos toques a revistas de todo tipo (desde cupcakes hasta libros para colorear). Y me pasó más de una vez que no pude ir al entrenamiento con los Puma Runners. Veía cómo el reloj avanzaba y mis chances de llegar desde ahí hasta Acassuso se me escurrían entre los dedos. A veces fui igual, llegando tarde, otras volví con bronca a mi casa.

Pero una vez se me ocurrió combinar un fondo de 15 km con el regreso al hogar. Me preparé la mochila, fui con ropa deportiva, y cuando terminé con mis responsabilidades laborales, pasadas las 7 de la tarde/noche, apenas puse un pie en la vereda me eché a correr. Sin saber a qué distancia estaba mi casa (resultó que Colegiales está a 14,5 km). Y me pasó algo maravilloso, y es que ahora estoy yendo a esa editorial -a la que me toma entre 45 minutos y una hora llegar combinando subte y colectivo- con una alegría inmensa. Porque no importa a qué hora termine ni las horas que me pase frente al monitor, después vuelvo corriendo a casa, y tengo asegurado un fondo por las bicisendas de la ciudad, con la radio sintonizada y los auriculares ajustados a las orejas.

Hoy fue uno de esos días. Me lo tomé con calma, me costó respirar al principio por el frío y esa congestión momentánea de la carrera. Me pasé todo el tramo de la Avenida Vélez Sarsfield sonándome la nariz. Enganché una bicisenda que me alejó de la avenida, y avancé con algo de dificultad. Pero no me detuve, y a partir de los 10 km ya estaba corriendo casi a 5 minutos el kilómetro. Era otra persona, el cansancio y los mocos se habían ido. Me sentía más fuerte, con la mente totalmente descansada. Llegué a casa en una hora y cuarto, y el reloj me marcó 15 km exactos, así que se confirma que tomé un camino diferente. No me gusta ir siempre por el mismo lugar, prefiero explorar un poco. Siempre me pierdo cuando agarro Estado de Israel, así que voy intentando rutas que me acerquen a casa y no me hagan dar vueltas en círculo.

Lo que antes era un viaje largo y aburrido, ahora se convirtió en una nueva oportunidad para entrenar. No la quise dejar pasar, y ahora voy feliz a Barracas, imaginando el momento de volver a casa corriendo. Ojalá sirva de ejemplo para que vos, que estás leyendo estas líneas, sepas que atrás de cada cosa tediosa y desmoralizante, se esconde una oportunidad. Solo hay que ir a buscarla.

Publicado el 10 julio, 2012 en Entrenamiento, Reflexiones y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Gracias por la motivacion. Hace rato que quiero hacerlo pero trabajo en la montaña y tengo mucho desgaste fisico y uso muuuucha ropa!! mañana lo intentare: 9 km desde cerro bayo al centro de angostura!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: