Semana 29: Día 200: Un día de balances

Hoy hablaba con mi terapeuta de la carrera de Patagonia Run. Sí, volví a terapia, pero brevemente. Me quedan 4 sesiones y ya las hacemos cada 15 días como para estirar el inevitable final. Y mientras le contaba sobre los 100 km de San Martín de los Andes se le transformaba la cara y me decía que estaba loco (ojo, es la opinión de una profesional en salud mental). También el médico que me hizo el certificado de que estaba apto para correr maratones dijo que para la medicina, participar en esa distancia, era algo demencial.

Y quizá hay que estar un poco loco para viajar 2 mil kilómetros y correr solo 100.

Hablando de números, hoy es el post 200 de esta nueva etapa. A veces me siento un poco como en Patagonia Run, transitando un largo camino con esto del blog, a veces pensando en que cuando termine ya está, no lo voy a hacer nunca más. Generalmente se me pasa. No puedo evitar comparar el atletismo con el vivir. Justamente de eso le hablaba a la psicóloga. Esta carrera fue absolutamente mental. La pasé mal, sufrí, extrañé. Pero seguí avanzando, con la esperanza de que iba a llegar, a pesar de los dolores, la frustración y el sentimiento de soledad. Alguien podría decir que estoy hablando de mi vida. Otro diría que en realidad me refiero a los 100 km. Probablemente ambos tengan razón.

Hay algo que me pone contento y es que el blog se lea. No quiero recurrir a artilugios como campañas en Google, pedirle a un famoso que me retwitee (en realidad no me sigue gente del jet set), o salir a la calle con mi remera de semana52.com.ar. Cuando salí al aire en la radio, las visitas explotaron, y pasaron de 300 diarias a 1288 (precisamente el 18 de octubre de 2010). Por supuesto, esa cifra cayó en los días subsiguientes.

Pero a veces pasa que escribo la reseña de una carrera y de pronto se duplican o triplican los visitantes. Caso concreto de Patagonia Run, donde con 651 visitas del domingo (día posterior a la copetencia) pasé a un lunes de 1090. ¿Será que a los visitantes les interesa encontrar fotos? ¿Les atrae leer mi punto de vista? Quizá sea eso y otras cosas. Pero me incentiva a participar en nuevos desafíos, pensando que habrá alguien interesado en leerlo. Todo es aprendizaje. En medio de la montaña, un corredor de 84 km me contaba sobre su rodilla y lo que le dolía. Le aconsejé antiinflamatorio y ponerse hielo, dos veces, 20 minutos. No más, o se iba a lastimar la piel. La idea era bajar la hinchazón. Al día siguiente tenía que aplicarse calor seco, con una manta eléctrica o un secador de pelo, para reactivar la circulación. El chico me preguntó si era médico (le pareció que sabía mucho del tema). Y la verdad era que lo había aprendido de la experiencia, de escuchar lo que los traumatólogos me decían a mí cada vez que me lesionaba. Y un poco el sentido del blog es ese, transmitir lo que voy aprendiendo (porque, además, me sirve para aprender a mí).

Publicado el 17 abril, 2012 en Carrera, Reflexiones y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. 14 comentarios.

  1. Nacho Morgantini

    “A veces me siento un poco como en Patagonia Run, transitando un largo camino con esto del blog, a veces pensando en que cuando termine ya está, no lo voy a hacer nunca más”

    Supongo que lo decís en joda , no vallas a dejar de escribir eh. El otro día hablaba con una amiga que es Psicóloga sobre este tipo de cosas , sobre este tipo de carreras ( en mi caso un Maratón ) y lo que viene después , como diciendo “Ahora que ??”. Es decir , completaste los 100 k de Patagonia Run , luego vas a correr la Espartatlon , y después de eso ?? – se termina todo ?? Yo en tu lugar seguiría entrenando , quizás seria bueno que empieces a entrenar para un Tria , para un Pentatlon , para alguna carrera Extrema del estilo ATACAMA CROSSING ( te pongo esta porque es la mas cerquita jaja ) , no se , pero seguí escribiendo , si queres de cocina o lo que sea . Acá vas a tener a uno que te va a seguir . Como te dije en un comentario anterior , todos los días espero un nuevo post. Un abrazo grande !!

  2. Juan Martín

    Tres! de los relatos se aprende y uno también “viaja”. Les ponés ganas y eso se nota.

  3. 4!! todos los días chequeo si hay un nuevo post!

  4. La Marathon des Sables… 251 km en el Sahara… ese más que un desafío es una locura!!
    O La Petite Trotte à Léon… La Petite son 300 km… petite!!

  5. martin , segui corriendo y escribiendo por favor !!!! gracias

  6. Sabés? … leyendo muchas veces los comentarios que hacen todos los que te leen, siento algo muy importante que me gustaría resaltar, y esto es la manera positiva, sana, con buena energía, preocupación … con la que escribimos todos los que nos hemos involucrado con vos. Como te dije la primer vez que te escribí… tuve la suerte de encontrarte en un momento en que me habían anunciado mi fractura trabecular y mi parate repentino e inconsulto, con lo cual leerte me ponía muy pila mientras esperaba que los días pasen, hoy (y discúlpame que utilice tu espacio) me gustaría compartir con Uds. que tengo el alta médico, para retomar poco a poco mi entrenamiento. Ojalá los cruce en alguna carrera. Me encantaría leer la vivencia de Vicky en Patagonia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: