Semana 22: Día 148: Espectadores de una carrera

Excepto una vez cada cuatro años, no me gusta ver deportes por televisión. Es algo que me aburre bastante. Alguna vez me he enganchado con un partido de tenis, pero jamás completo. Como mucho un set. Pero como mucho.

A esto le sumo el fútbol, actividad que he intentado desmenuzar desde hace 34 años sin ningún éxito. Me sorprende cómo hay millones de expertos pero tan pocos jugadores habilidosos. Entiendo un poco más a los que les gusta jugarlo, pero después de mis malas experiencias (fracturas, osteocondritis), decidí dejar de fingir que me interesaba, y dedicarme a correr, sin tener una pelota adelante.

Entre todas estas cosas que no comprendo, la que más me desconcierta son las carreras. Más allá de que tengan claros ganadores, no me imagino a un espectador siguiendo todo el recorrido, desde la largada hasta la meta, viviendo minuto a minuto cómo avanzan los competidores, quiénes van a la cabeza, los que se ven obligados a abandonar… Quienes optan por quedarse mirando esta actividad solo se interesan por la largada, y por la llegada. Lo noto en las carreras, la multitud que alienta en los últimos 200 metros y que escasea o desaparece durante todo el trayecto.

Me puse a pensar por qué no existe un programa gubernamental de “Running para todos”, y probablemente tenga que ver con que la gente prefiere ver fútbol, TC 2000 o tener un LCD, que mirar en vivo y en directo la Maratón de la Ciudad de Buenos Aires. De hecho, como expectador, ver una carrera completa debe ser una de las cosas más monótonas y absurdas. La verdad es que correr es una actividad muy personal, que puede transmitir emoción para quienes aguardan en la llegada, pero a quienes electrifica y motiva es a quienes lo están realizando.

Más allá del papel picado, la murga y el gatorade que nos espera en la meta, el running es algo que se debe vivir. Resulta inexplicable, seamos aficionados o no. Me resulta imposible transmitirle todo lo que vivo a alguien que no corre. El otro puede imaginárselo, pero generalmente se da una fantasía donde el corredor es una especie de semi-dios, con un físico privilegiado y un temple único e inimitable. Todos concentrados en cómo arranca y cómo termina, cuando el esfuerzo está ahí, presente durante toda la carrera.

Correr no es glamoroso. Toma tiempo, es agotador, y a nadie le importa llegar primero (salvo a los 5 punteros). No me imagino a alguien viéndolo por televisión y viviéndolo. Quizá hasta es detestado por el corredor mismo, que piensa qué diablos hace ahí, y cuándo termina esa tortura. Sin embargo, siempre esperamos con ansias la próxima competencia, nos concentramos en no claudicar, e intentamos llegar con la cabeza antes que con el cuerpo. Cosas que un expectador jamás va a ver…

Publicado el 25 febrero, 2012 en Reflexiones y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 6 comentarios.

  1. Vivo en un edificio desde donde veía siempre la largada y llegada de las carreras de mi ciudad. Y como eSpectadora, sentía envidia por no pertencer a ese grupo. Ahora, como participante, sé que ahí abajo es mi lugar, viviendo desde dentro lo inexplicable, tratando siempre de “llegar con la cabeza antes que con el cuerpo”, como decís.

    • Me hiciste acordar a cuando vi a ese corredor entrenando en una pista, bajo la lluvia, mientras yo viajaba en tren. Sentí mucha envidia… y acá estamos. Qué bueno que hayamos podido pasar del deseo a la acción.

  2. Precisamente en este tema pensé hoy. Fui a una carrera y después pensé que nunca he visto a mas de cinco mil jugadores ( o algunos cientos) de football reunirse para jugar y no solo ver. Yo he sido espectador en dos carreras y es de lo mas aburrido que he conocido. Al igual que tu, no imagino un programa de TV en donde se televise una carrera amateur y tenga tanta audiencia que en los restaurantes estén abarrotados. Yo he querido ver si hay una camarita portátil y grabar una carrera e irla comentando y si fuera posible transmitir la en vivo. Quizás con la espartatlon podrías hacer algo así. Saludos!!!

  3. No se te ocurrio hacer un reality? 30 hs de carrera podrian ser varios programas. Mas el viaje. Mandale mails a productores! Si nadie acepta armalo vos Martin, no pierdas la oportunidad.

    No puedo creer que un reality de un flaco comun y corriente que corre una carrera de 250 km en grecia no la quieran transmitir aunque sea en cable. Es algo epico!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: